"EN LOS GRANDES FESTIVALES NO SE PUEDE DISFRUTAR DE LA MÚSICA; además, el sonido normalmente no es bueno".

Ya, lo que uds. digan. Este de abajo es un video del concierto de FATHER JOHN MISTY hace menos de un mes en Roskilde, consolidado festival danés (su primera edición fue en 1971, tenido por uno de los mayores del mundo), presentando su fantástico -y un poco eltoniano- nuevo disco, "Pure Comedy". Decenas de miles de personas vièndolo, sí, es un gran festival.

Y sí (ja, ja) suena fatal, la voz apenas se distingue y, además, el despliegue de personal que le acompaña en el escenario y la producción del concierto son una m. (en cualquier sala se puede ver mejor, ja, ja) y no hubiéramos disfrutado nada de la music si hubiéramos estado allí. Más ja, ja, ja... No te jode.., por eso nos hemos visto enterito y de una tacada el video, y eso que dura casi hora y media.

(Por cierto, aún guardamos en el baúl de nuestros mejores recuerdos melómanos el show de FJM en el BBK Live el año pasado).

No, si en los grandes festivales las estrellas nunca dan lo mejor de sí mismas, solo van a cobrar la pasta y cumplir con el expediente. Vale, pues. Compruébalo, echa una ojeada al video y a ver qué te parece.

El problema de los festivales no es que en ellos el aficionado no pueda disfrutar de la music comme il faut; qué va, hay cuestiones de más peso en las que nadie parece reparar y que harán que poco a poco esta burbuja festivalera vaya decayendo. Hablaremos de ello, pero de momento disfrutemos del concierto del amigo Josh Tillman, (a) Father John Misty.